/
0 Comentarios


Todo esto se puede volver una gran confusión. ¿Cuál será la vocación correcta? y ¿Cómo podemos tener la certeza que estamos haciendo la voluntad de Dios? Una de las cosas que complica esta decisión es el mito que si no estudiamos algo bíblico estamos fuera de la voluntad de Dios. 

Por muchos años se ha hecho un gran énfasis en que los jóvenes que sienten un llamado de Dios tienen que estudiar en una institución Bíblica o seminario. Se nos enseña que la única manera de prepararnos para servir a Dios es por medio de la institución Bíblica. Creo que esta mentalidad ha causado que tengamos a muchos Cristianos improductivos y sin una preparación ideal para estos tiempos. 

Hay miles de jóvenes que van al colegio Bíblico y al terminar no ejercen una carrera ministerial y ahora se encuentran con trabajos mediocres que no les permite tener una vida segura o próspera. Viven para trabajar y trabajan para sobrevivir. Los tiempos son diferentes. Hay que ser sabios y pensar en lo siguiente. 

Dios quiere que seamos jóvenes productivos y competentes. Esto quiere decir que a Dios le interesa mucho tu vocación a pesar que no tenga que ver con la iglesia. Estoy cien por ciento seguro que a Dios le interesa todo sobre tu vida. El tiene tantos planes para nosotros y el quiere que lo involucremos en todas nuestras decisiones y las áreas de nuestra vida. 

La palabra de Dios nos enseña “Porque yo se los pensamientos que tengo acerca de vosotros, dice Jehová, pensamientos de paz, y no de mal, para darnos el fin que esperáis.” (Jeremías 29:11) 

¿Que podemos aprender de este versículo? ¿Que es lo que Dios nos dice? 

1) Dios sabe todo sobre tu persona y le interesa tu vida. Dios conoce todo lo que te gusta y lo que no te gusta. El sabe todo lo que quieres y las metas de tu vida. El conoce todos tus pensamientos y los sueños que tienes de poder algún día llegar a tener cosas que nunca pensaste que podías tener. Dios sabe absolutamente todo y sabe exactamente tu futuro. 

2) Los planes de Dios son para prosperarte y no para hacerte daño. Esto es muy importante en la etapa de decisiones. Si entiendes que Dios tiene planes de prosperarte con la vocación que tu quieres tomar entonces te será mas fácil decidir que estudiaras. Dios no esta buscando bendecir solo a los que estudian en una institución Bíblica el quiere bendecid a todos sus hijos. No importando su vocación. 

3) Dios te da los deseos de tu corazón. “Deléitate asimismo en Jehová, Y el te concederá las peticiones de tu corazón.” (Salmo 37:4). Si tu te deleitas en Dios. Esto quiere decir saber vivir una vida conforme a los caminos de Dios. Si tan solo cumples con sus enseñanzas y vives de acuerdo a los principios de la palabra entonces el te dará los deseos de tu corazón. Tus caminos serán prósperos en Dios. 

4) Dios pone el querer como el hacer. (Filipenses 2:13) “Porque Dios es el que en vosotros produce así el querer como el hacer, por su buena voluntad.” . La vocación que te gusta y te atrae y quieres estudiar, no es algo que tu mismo lo pusiste en tu corazón. Dios es el que pone los deseos en nosotros. Esto nos enseña que aunque no deseamos o tomemos una carrera Bíblica el deseo de estudiar una carrera académica lo ha puesto Dios. 

5) Dios bendice nuestras decisiones. Dios siempre bendecirá tu carrera si con ella tu lo bendices a El. Esto quiere decir que Dios quiere que en todo lo que hagamos lo hagamos con un propósito de poder agradarle a El. 

Tu carrera la puedes dedicar a Dios aunque no tenga que ver con la iglesia directamente. ¿Como hacemos esto? Todo lo que logremos académicamente será para la gloria de Dios. Todos los beneficios que tengamos con nuestra vocación que sea para que el Reino de Dios se establezca en la tierra. 

6) Dios quiere usarte a través de tu vocación. Dios quiere que sus hijos sean portadores de su gloria en la tierra. El quiere que los que estén gobernando toda la tierra sean personas llenas del conocimiento de Dios. El quiere que los futuros políticos sean guiados por su palabra. 

El quiere que los que tengan el poder financiero den las finanzas para que el Reino de Dios avance. El quiere que los futuros productores de cine y artistas sean personas que tienen valores bíblicos para que en las películas se pueda enseñar sin tener que ser religiosos. 

Dios quiere que los Doctores sean sus hijos para que El puede revelar la cura de enfermedades incurables a sus hijos. Dios quiere que las ciencia, comunicaciones, finanzas y todo gobierno sea guiado por personas que conocen a Dios.

Dios quiere que tu estudies esforzadamente y que puedas tener siempre en tu mente que Él desea usar tu vocación para establecer su Reino en la tierra a pesar que tu carrera no tenga que ver algo directamente con la iglesia..., mejor digamos el templo. Recuerda que por medio de tus estudios y tu vocación Dios quiere que seas una persona fiel y prospera con un destino grandioso para su gloria. 

creditos: http://www.sigueme.net/jovenes/47-le-importa-a-dios-mi-vocacion/


TAMBIEN PUEDES LEER:

Todo esto se puede volver una gran confusión. ¿Cuál será la vocación correcta? y ¿Cómo podemos tener la certeza que estamos haciendo la ...

No hay comentarios: